Conociendo a Wright (Parte I)

Lo podes leer en 8 minutos.

000_Wright
Frank Lloyd Wright protestando pacíficamente contra la demolición de la Robie House. Obtenida en la muestra Stand Up for Landmarks! Protests, Posters & Pictures (http://www.cityofchicago.org/city/en/depts/dca/supp_info/landmarks.html)

El verano de 2014/2015 viví más de tres meses, desde mediados de Diciembre hasta fines de Marzo, viajando por el Midwest de Estados Unidos. Tuve la oportunidad de conocer la vasta obra de Frank Lloyd Wright, oriundo de Wisconsin, donde es una leyenda y rockstar a punto tal que un amigo estadounidense me dijo una vez a modo de verso: “Frank Lloyd Wright, Wisconsin pride”. Dígale a cualquier ciudadano estadounidense medio que nombre un famoso arquitecto americano y puedo apostar que su respuesta será Frank Lloyd Wright. Wright ganó tal relevancia cultural por una buena razón: cambió la forma en que construimos y vivimos… y fue un habilidoso vendedor de sus ideas.

En el capítulo sobre Richard Rogerts de la reconocida serie Imagine de la BBC, Rogers cuenta que durante su juventud viajando en auto por Estados Unidos, visitó prácticamente todos los edificios de Frank Lloyd construidos, junto a Norman Foster (su socio en esos años) y su esposa, Su. Cuenta que fue una experiencia increíble porque todo el mundo los dejó entrar a los edificios:

No se puede experimentar a Frank Lloyd Wright sin estar allí. Se trata del movimiento, cómo uno se aproxima a los edificios, cómo está diseñado para ser abordado desde ciertos ángulos, para caminar a través de las habitaciones y obtener una sorpresa. Frank Lloyd Wright es realmente el maestro del suspenso, se revela como una historia.

(Richard Rogers Inside Out. BBC One. Martes 26 de Febrero de 2007. Televisión.)

Sin la suerte de Rogers, no me quedó otra opción que los tours y sus guías. Tomar tours no es la mejor manera de conocer lugares pero es condición para entrar en muchos de estos edificios. Aunque tengo que reconocer que aprendí mucho de las personas que me guiaron a través de los edificios.

01_Wright
Acceso a Seth Peterson Cottage, Mirror Lake, Wisconsin.

Wisconsin Dells

La primer obra que visité fue casualmente la última que Wright construyó. Seth Peterson Cottage se encuentra dentro de una reserva natural en Mirror Lake. Es una cabaña construida para el señor Seth Peterson que hoy se alquila por 300 USD la noche. Además, ofrecen tours el primer domingo de cada mes. Con veinte años y siendo extranjero es casi imposible alquilar un auto. Y no existe una red de transporte público en esa zona de Wisconsin. Entonces, a través de un conocido en común, me contacté con un carpintero jubilado que no tuvo problema en llevarme. Con ciertos inconvenientes para moverse producto de su edad, acompañado de su perro y manejando con un volante adaptado me llevo hasta la cabaña una mañana con temperaturas por debajo de los -20 °C. Desde la bajada de un autopista se ingresa por un camino de tierra hacia la reserva. Hacia los costados sólo se veía nieve, algunas cabañas. Más adelante, apareció un hombre practicando esquí de fondo o, como ellos lo llaman, cross-country skiing. Llegamos temprano y la cabaña estaba cerrada. El carpintero me contó que durante sus años de facultad había estudiado a Wright y que recordaba haber estado en ese lugar hace mucho tiempo durante año nuevo. Cuando se hizo la hora, llegaron los guías y entramos en la cabaña. El espacio interior es reducido pero está aprovechado por un recorrido en forma de ‘G’, haciendo que a al vuelta de la esquina siempre aparezca un ambiente nuevo. Primero la cocina con un depósito, luego el living-comedor y por último el dormitorio con baño en suite.

04_Wright
Frente de la Unitarian Meeting House, Madison, Wisconsin.

Madison

En Madison, Carlos, un venezolano que vive allá hace ya cinco años, nos dio hospedaje por dos días y conocimos con él la ciudad. Madison es una ciudad predominantemente universitaria. Eso significa que casi todas las personas que podrás ver en las calles son estudiantes universitarios, que provienen de distintas partes del país -y del mundo- y pasan sus años de estudio allí. El frío hizo que visitaremos todos los museos de la ciudad, sorpresivamente de libre admisión, incluyendo el Museum of Contemporary Art de Pelli. Pero las bajas temperaturas también nos impidieron visitar Spring Green donde se encuentra Taliesin dado que durante la temporada de invierno no abre sus puertas. Sin embargo, si pude visitar el Monona Terrace en un día de gran actividad con más de dos eventos sucediendo simultáneamente. En la entrada nos recibió un empleado vistiendo una corbata con un diseño de Wright y nos dijo que podíamos hacer una visita rápida porque ese día el centro de convenciones se encontraba especialmente concurrido.

Caminamos por el pasillo central, pasando por las entradas a distintas convenciones, en su mayoría dedicadas a productos de electrónica, hasta el hall con vistas al Río Monona, totalmente congelado y con huellas un tanto extrañas sobre su superficie que jugamos a adivinar a quiénes pertenecían. Algunas parecían llegar hasta el otro lado del lago. Además, recorrimos una muestra con fotos de Pedro E. Guerrero, una persona que enseña mejor que nadie a mirar la arquitectura y además, el fotógrafo oficial de Frank Lloyd. Al día siguiente, mirando el Google Maps de mi celular descubrí que desde la casa de nuestro amigo Carlos no estábamos lejos de la Unitarian Meeting House y convencí a mis amigos de ir, dado que no nos quedaba mucho por hacer en Madison. Nos tomamos un bus y caminamos unas diez cuadras. No habíamos desayunado y el frío nos obligó a entrar en un local de Einstein Bros Bagels, a una cuadra antes de llegar. Ya desayunados, caminamos hasta la Iglesia, ansiando que se encontrara abierta. Nos recibió un anciano que con mucho gusto nos guió en una recorrida informal por el sitio. Comentó que la iglesia se encontraba desbordada y por eso habían construido un anexo con una sala más grande que la original. Los unitarios profesan una religión abierta para cualquiera que quiera acercarse, sin importar sus pensamientos y creencias.

Vista trasera de la Robie House, Chicago, Illinois.
Vista trasera de la Robie House, Chicago, Illinois.

Chicago I

En Chicago, la Chicago Architecture Foundation y la Frank Lloyd Wright Trust se encuentran a cargo de las visitas guiadas por los edificios de Wright. Como iba a estar 20 días en Chicago, decidí hacerme socio de la Chicago Architecture Foundation (CAF) para poder hacer muchos de los tours de forma gratuita. The Rookery fue el primer edificio que visité, un ícono del distrito financiero diseñado por Daniel Burnham y John Root en 1888 con un interior brillante y luminoso diseñado por Wright. Inintencionadamente, una semana después volví a entrar con otro tour.

Días después pude visitar la afamada Robie House. La primera vez fui con un tour que recorría toda la ciudad para poder conocer el interior de la casa pero decidí volver por mi cuenta con una de las bicis de la ciudad. Divvy, el sistema de bicicletas, es similar al de Buenos Aires aunque requiere de una membresía. En cuanto a la Robie, no queda mucho por decir de ella. Todo lo que se encuentra hoy día a su alrededor tiene tanto para ofrecer como la casa misma. Pero la casa en sí misma es mágica por fuera mientras que por dentro es un tanto decepcionante. El respeto y la atinada interpretación que demuestra el edificio de The University of Chicago Booth School of Business, que se encuentra en la cuadra de enfrente le aportan valor a la Robie en sí misma. Vale la pena recorrer todo el distrito de la Universidad de Chicago y visitar The Jose and Rika Mansueto Library, el Smart Museum of Art, el Logan Center for the Arts así como la librería que se encuentra justo al lado de la Robie.

 

A Oak Park pude ir también dos veces. La primera vez a visitar el Home and Studio y el Unity Temple y la segunda, todas las casas que Wright construyó conocidas como las Prairie Houses. Para llegar hasta este barrio en las afueras de Chicago se debe tomar la Green Line del Metro, pasar por una serie de barrios no muy amigables a la primera vista de un extranjero (conocidos como Chiraq debido a su ghettoness), bajarse en la estación Oak Park y caminar un par de cuadras. Es un barrio con edificios de planta baja y dos alturas, grupos de chicos de jardín de infantes con sus profesores haciendo actividades en la plaza y el ejemplo perfecto de lo que sería un original walkable suburb.

El Home and Studio, construido en 1889, es una casa que Wright utilizó para experimentar con los conceptos de diseño que contienen las semillas de su filosofía arquitectónica. En su estudio adyacente, Wright y sus colegas desarrollaron una nueva arquitectura americana — el estilo Prairie. La estructura original de 1889 era bastante pequeña y fue remodelada ampliamente en 1895, cuando entre otros cambios la cocina se amplió y se convirtió en un comedor.

08_Wright
Frank W. Thomas House, Oak Park, Chicago, Illinois.

Visitando Oak Park conocí a un arquitecto y urbanista que estaba visitando Chicago. “¿En Argentina hablan en portugués, no?”, me preguntó sin sonrojarse. Los “americanos” o bien saben todo de Argentina y hasta alguna vez visitaron el país (como ocurrió con los guías de Seth Peterson que estaban al tanto hasta de los escándalos políticos del momento), o creen que nuestro país se encuentra ubicado en el Ecuador… En fín, me contó que hacía no mucho tiempo había comprado una obra hecha por un discípulo de Wright y estaba en proceso de refaccionarla. “Frank es como Justin Bieber”, dijo, “es famoso por ser famoso”. Caminando por la calle charlamos sobre las obras que teníamos a nuestro alrededor y como habían perdurado al paso del tiempo. Son casas que tienen un precio elevado en relación a los inconvenientes que poseen y sólo amantes de Wright pueden pensar en vivir en ellas. Entre otras cosas, los cantilevers habían sufrido leves deformaciones y numerosas ventanas con los tan famosos decorados tenían un vidrio protector por delante. Por eso, es grato y enorgullecedor ver el trabajo, dinero y tiempo invertido por los propietarios para que dichas casas sigan luciéndose con tanto esplendor. Por otro lado, el Unity Temple construido en 1905, se encontraba bajo refacción y pude visitarlo en obra y demuestra verdaderamente por qué algunos piensan que es el primer edificio moderno del mundo. Asimismo, es el último edificio público en pie del período Prairie de Wright.